fbpx

Artículos originales

de nuestro equipo para usted

¿Necesitas una traducción urgente? Estos consejos pueden salvarte

 

¡Felicitaciones! Tu empresa ha firmado un contrato comercial con una prestigiosa compañía internacional, te han aprobado los permisos para organizar un congreso, o ya tienes todo listo para proceder con los trámites legales y administrativos para exportar productos.

El problema es que te han solicitado la traducción urgente de documentos importantes con una fecha de entrega bastante ajustada.

¿Qué hacer cuando necesitas una traducción urgente? La respuesta puede ser muy fácil, correr a un proveedor de servicios de traducción y solicitarla, sin embargo, cuando los plazos de entrega son de urgencia el precio es más alto, existen más probabilidades de error y a veces simplemente no es posible obtenerla en el tiempo esperado debido a la cantidad de palabras.

Sin embargo, aquí te ofrecemos algunos consejos en caso de que la traducción que necesites sea cuestión de vida o muerte.

 

Tomar en cuenta el volumen

No todos los documentos pueden ser traducidos en tiempo record, todo depende de la cantidad de palabras que contengan, y debemos tener en cuenta que como medida de referencia una persona puede traducir alrededor de 2500 palabras por día.

Así que esperar que el proveedor de servicios realice una traducción de 10 000 palabras para el día siguiente es prácticamente imposible porque el proceso no solo implica traducir, en algunos casos hay que escanear ciertos documentos y convertirlos para ser editables, durante la traducción la persona debe tomarse un tiempo para investigar si desconoce del tema y los términos utilizados, y finalmente, es necesario realizar una revisión del material antes de entregarlo.

En conclusión, con respecto al volumen del trabajo, considera que si quieres un material bien hecho, no es recomendable solicitar la traducción urgente de 5000 o 10 000 palabras en un día. Así que la solución para este problema es organizar todo con tiempo para no necesitar de plazos urgentes y así poder ser más flexible con el tiempo.

 

Si la traducción es REALMENTE URGENTE

Sobre todo si el nivel de urgencia no depende de ti, sino de la empresa u organismo que te lo esté solicitando y el plazo de entrega no es negociable bajo ningún concepto, piensa en las opciones que tienes.

Lo principal es trabajar con traductores especializados en el tema y con años de experiencia en la materia, de manera que pueda avanzar más rápido a lo largo del texto sin necesidad de documentarse tanto. Igualmente es importante mantener el contacto en la medida de lo posible y responder a tiempo en caso de que existan dudas con respecto al trabajo.

Si el volumen de palabras es humanamente realizable, lo ideal es solicitar a un solo traductor profesional para mantener la uniformidad en el estilo de escritura y en la terminología. Pero si es bastante urgente o por el volumen resulta imposible de entregar en tiempo record, no hay más remedio que recurrir a varios traductores, sin embargo, si el proveedor de servicios es bueno, seguramente en la revisión corregirán las diferencias que puedan haber en la terminología utilizada.

 

Por último, ten presente que:

La urgencia afecta el monto de la inversión que estás haciendo, así que mientras más pronto necesites esa traducción, más caro te va a costar.

Al solicitar una traducción urgente estás pagando un sobreprecio por la exclusividad, porque la empresa o el traductor tendrán que poner en pausa a otros clientes a fin de lograr una entrega rápida para ti. Además, se necesitan horas extras para terminar todo, incluso es posible que la persona encargada de la traducción pueda no tener tiempo para comer adecuadamente.

Y finalmente y tal vez lo más importante: debes ser consciente del riesgo que corres.

Los plazos muy cortos tienen sus consecuencias en el resultado de la entrega final, ya que al exigir un trabajo rápido, existen menos posibilidades de hacer una revisión bastante meticulosa.

Por estas razones el mejor consejo que podemos darte es que evites solicitar trabajos urgentes, y que planifiques bien tu agenda y solicitudes de traducciones, de manera que le dejes espacio al traductor para desempeñar su labor cómodamente y en un plazo razonable.

 

By |2018-08-31T03:10:08+00:00diciembre 19th, 2017|Categories: Consejos y tips, Todo en el blog|Tags: , , | 0 comentarios

Sobre el Autor

Traduality Editor & Blog Writer – A passionate journalist and writer who loves Harry Potter as well as traveling. Lifelong ecology defender.

Deja un comentario